EL CORE, LA BASE DEL EQUILIBRIO VITAL

¿Cómo ha ido la navidad? ¿Controlando esos peligrosos, pero tan ricos “excesos Navideños”?

Nosotros volvemos al trabajo, con ilusión, un millón de ganas y trabajando en nuevos proyectos que nos hagan crecer cada día y enseñaros nuevos tips de una vida saludable.

Hoy intentamos aclarar un término muy utilizado, sobre todo en el sector Pilates y Fitness y que ha creado alguna confusión a los oyentes en nuestras charlas y a los clientes en nuestras sesiones. Es un concepto que se confunde…músculos abdominales, Six-pack, zona de la cintura, ¿A qué nos referimos?

El término CORE, hace referencia a la palabra inglesa “núcleo”, y define a la zona más importante del cuerpo a nivel de entrenamiento, salud y trabajo deportivo. Es el soporte y la base que da estabilidad a nuestros movimientos y actividades.

El CORE, se compone de los abdominales oblícuos, recto abdominal, cuadrado lumbar, suelo pélvico, diafragma, los multífidus y el transverso abdominal, como uno de los más importantes. Sería algo así como un Corsé que según vamos abrochando corchetes vamos contrayendo toda la musculatura anteriormente citada.

Entre sus funciones, y como principal, destacamos su actuación como mecanismo de protección y sujección de órganos internos, ya que es una zona desprotegida a nivel de estructura ósea.

Respecto al ejercicio físico algunas de las funciones son:

- Actuar de centro de gravedad, así como enlazar la parte superior y la parte inferior del esqueleto humano, creando eficacia en los movimientos.

- Dar estabilidad y equilibrio, los movimientos se basan en cadenas cinéticas; combinaciones de músculos que actúan desde la parte más baja hasta la más alta; pasando por el CORE.

- Mejorar la firmeza postural,  su control y flexibilidad lumbo-pélvica.

Cuando empezamos a trabajar con un cliente nuevo, independientemente de los objetivos que se pretendan, debemos hacer mucho hincapié en el CORE, ya que si este está debilitado, ejercicios como planchas, trabajo de TRX etc. acarrearán lesiones por falta de fuerza. Si no podemos mantener una postura adecuada, no estamos preparados para el nivel del ejercicio.

 Recuerda, entrenamos con el cuerpo pero primero usamos la cabeza!